menú del día
Home / , , / Traductores para indígenas: Necesarios en Oaxaca pero sin reconocimiento laboral
Traductores para indígenas: Necesarios en Oaxaca pero sin reconocimiento laboral
Por:  / 28 abril, 2015
Comparte

Por Enrique Mendoza/ @Enrique Mendoza

(28 de abril, 2015).- La falta de un traductor certificado puede provocar que una persona inocente que no habla español vaya a la cárcel en el estado de Oaxaca, de acuerdo con el consultor del Centro Profesional Indígena de Asesoría, Defensa y Traducción A.C. (Cepiadet), Guillermo Padilla, quien afirmó que la falta de estos profesionistas vulnera de manera preocupante los derechos de los indígenas en esta entidad.

“Cuando llega a la cárcel una persona que no habla español quien traduce es algún policía medio analfabeto u otro preso que pueda entender la lengua del procesado, pero la tarea de traducir judicialmente exige un carrera universitaria, demanda una capacitación muy especializada, no lo puede hacer cualquiera”, puntualizó Padilla, agregando que es una obligación del Estado proporcionar justicia en su propia lengua a los procesados debido a que esta medida ya está estipulada en las leyes mexicanas.

“A raíz de las reformas de 2011 que cambiaron el primer artículo de la Constitución Federal, surge el concepto Bloque de Constitucionalidad para establecer que la Constitución mexicana debe estar al lado de los convenios internacionales suscritos por México en materia de derechos humanos entre los que figuran los derechos indígenas de una manera sobresaliente”, finalizó el consultor en entrevista para Página3.

Esta medida sin embargo, actualmente se está implementando de una manera muy deficiente debido a que los traductores certificados no cuentan con oportunidades laborales ni un salario bien remunerado para poder desempeñarse óptimamente.

De acuerdo con Sergio Figueroa Dionicio, perito intérprete de la lengua indígena chinanteco certificado por el Instituto Nacional de la Lengua Indígena (INALI) y CDI, este trabajo difícilmente sólo abre las puertas en la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblo Indígenas (CDI) si se cubren cien requisitos y la cobertura que actualmente brindan a las personas que los necesitan deja mucho que desear.

Tan sólo en el idioma en el que él se especializa, Figueroa advirtió que existen once variantes del chinanteco de las cuales sólo cuatro personas que se encuentran capacitadas para servir como interpretes, y de estas cuatro, sólo dos fungen como traductores aunque sin ser tomados en cuenta como peritos judiciales por las autoridades encargadas de impartir justicia.

Deja un comentario
Te puede interesar
Lo más reciente
tenemos una cita
Suscríbete
Recibe nuestras más recientes noticias vía E-mail.