Sin título

Es tiempo de Juzgar a los juzgadores que validaron el fraude a la ley de Alejandro Murat

Eliseo Alonso Criollo

12 de Mayo, 2016.- Es tiempo de incluir a la crítica y al escarnio público de los políticos también a los juzgadores, pues ellos son mayormente culpables de la tragedia política en la que vivimos los mexicanos y en específico los oaxaqueños; me parece que es tiempo de poner en el banquillo de los acusados a los juzgadores, y no solo eso, sino ponerlos en el señalamiento popular, evidenciarlos de forma humorística como solo el pueblo sabe hacerlo.

Y es que seis magistrados de Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación: MAGDO. CONSTANCIO CARRASCO DAZA, MAGDO. SALVADOR OLIMPO NAVA GOMAR, MAGDO. FLAVIO GALVÁN RIVERA, MAGDO. MANUEL GONZÁLEZ OROPEZA, MAGDO. PEDRO ESTEBAN PENAGOS LÓPEZ, MAGDA. MARÍA DEL CARMEN ALANIS FIGUEROA, validaron, la semana pasada, el descomunal fraude a la ley y a la democracia de Alejandro Murat candidato a gobernador del estado de Oaxaca.

Estos juristas (sin dejar de señalar la responsabilidad del Tribunal Electoral del Estado) al interpretar, a conveniencia del candidato tricolor, el artículo 23 de la Constitución Oaxaqueña para defraudar la Constitución Federal, determinaron que por ser hijo de un oaxaqueño le da la ciudadanía y por ende los derechos de votar y ser votado para gobernador, violando el artículo 116 de la Constitución Federal que exige, clara e inequívocamente, que para ser gobernador es requisito ser nativo de Oaxaca.

La magistrada María del Carmen Alanis Figueroa votó a favor del proyecto al coincidir que el candidato tiene la calidad de ciudadano Oaxaqueño, pues de las pruebas, se advierte que cumple con los requisitos necesarios de residencia.

Además, la juzgadora sostuvo que, dicha interpretación es suficiente para considerar que el referido ciudadano cumple con el requisito para ser candidato a Gobernador del Estado de Oaxaca, pues entenderlo de otra forma implicaría restringir de una manera indebida el derecho a ser votado del ciudadano.

El magistrado Constancio Carrasco Daza señaló que el principio de igualdad de frente al ejercicio de los derechos políticos es un mínimo de cualquier orden constitucional democrático, tal como lo establecen la Corte Interamericana de Derechos Humanos y la Carta Democrática firmada por los Estados Americanos.

Dijo que sostener que quien es hijo de oaxaqueño no es ciudadano con la misma jerarquía que quien nació o reside en la entidad desde hace cinco años, rompería con el principio de igualdad en el ejercicio de los derechos políticos, porque sería tanto como decirle al ciudadano que el principio de igualdad tiene una modalidad.

Con un enredo tremendo en sus argumentaciones, pues quien vio la sesión del 4 de mayo dio cuenta de cómo los magistrados federales se esforzaban por atinar a hilar argumentos que no tenían ninguna coherencia lógica jurídica ni de simple sentido común.

Los que hemos argumentado ya este tema, así como los mismos priístas como Hernández Fraguas, y cualquier estudiante de primer año de la licenciatura en derecho, sabemos que ser ciudadano implica tener derecho de goce y de ejercicio, dentro de este último votar y ser votado, pero nunca significa ser nacido de un lugar.

Así las cosas, solo nos queda aplaudir a los magistrados que ahora aportan al lenguaje jurídico la identidad del concepto de ciudadanía con el de nativo de un lugar ¡Bravo por los magistrados¡

Tenemos pues, que seis  magistrados han apuñalado por la espalda a la Constitución, al pueblo de Oaxaca y a la Democracia. Por eso digo, ¡ya es tiempo de juzgar a los juzgadores y no solo a los políticos¡ Bienvenido el señalamiento popular con el brazo bien extendido, bienvenida la identificación de estos juzgadores con nombre y apellido, bienvenido el sentido del humor en las redes sociales, los videos ingeniosos, las fotos editadas, los memes, y todo aquello que descargue de forma civilizada el descontento y la indignación del pueblo oaxaqueño defraudado. Como bien lo explica el doctor en derecho Oscar Correas “es menester bajar del pedestal a los juristas para regresarles el papel de sabios que tenian en tiempos pasados” Yo afirmo, ya es tiempo de juzgar no solo a los políticos sino también a los juzgadores…

Eliseo Alonso Criollo

Profesor de Derecho Constitucional en la Universidad José Vasconcelos de Oaxaca




0 comments